Por falta de higiene, sancionan restaurantes en Colima

 Redacción   14-06-2017     Salud
Derivado de la vigilancia sanitaria que realiza en la entidad, la Secretaría de Salud y Bienestar Social del Gobierno del Estado, a través de la Comisión Estatal para la Protección contra Riesgos Sanitarios, se informa que este año se aplicó la suspensión de 5 establecimientos por no reunir las condiciones de higiene para la preparación de alimentos, lo cual es considerado un riesgo para la salud de la población.

La dependencia señala que debido a estos resultados de vigilancia sanitaria en los establecimientos que manejan y expenden alimentos preparados, se aplicaron 20 sanciones administrativas, entre las que destaca la aplicación de 3 multas económicas, así como el aseguramiento y destrucción de 34 kilos de diferentes alimentos.

Cabe mencionar que durante este año se han llevado a cabo 533 visitas de verificación sanitaria en este tipo de establecimientos, con el fin de identificar situaciones de riesgo que comprometieran la calidad sanitaria de los productos.

En este sentido, el personal verificador constata que se cumplan los requisitos esenciales como contar con agua potable, servicios sanitarios, instalaciones para el lavado de manos, manejo higiénico de los alimentos, capacitación del personal, control de fauna nociva, manejo adecuado de residuos sólidos y líquidos, así como que las instalaciones físicas se encuentren en buen estado de mantenimiento.

La autoridad sanitaria precisa que en esta temporada de calor se refuerzan las acciones de capacitación al personal que prepara los alimentos, ya que el incremento de la temperatura ambiental y el temporal de lluvias propician la alteración de los alimentos, lo que constituyen factores de riesgo en el proceso de elaboración.

Esta capacitación hace énfasis en la aplicación correcta de las técnicas de manejo higiénico de alimentos y que en sus procesos de elaboración cuenten con la infraestructura necesaria y equipo adecuado de refrigeración, así como desinfección y manejo adecuado del agua, lavado de manos, disposición de residuos, manejo de excretas y el control de fauna nociva.